Home | Aprendiendo Arquitectura | LOS EDIFICIOS DORMIDOS (Ana Campos Bordons)

LOS EDIFICIOS DORMIDOS (Ana Campos Bordons)

En la calle Pedro Roldán, justo enfrente del Puente de San Bernardo, hay un edificio abandonado a su destino desde hace 15 años, el antiguo Mercado de la Puerta de la Carne.
Construido en 1930 por los arquitectos A. Gómez Millán y Gabriel Lupiañez Gely, el edificio fue en su tiempo una de las primeras obras del racionalismo sevillano; una pieza exenta e irregular de tres plantas de altura, en la cual destaca en el centro del solar, con toda su pureza geométrica, la nave central del edificio, generando un gran espacio que acogía antiguamente los puestos del mercado. La imagen exterior del edificio se caracteriza por la doble escala del mismo: la de la construcción perimetral por un lado, y la de la nave con cubierta a dos aguas que asoma sobre ella, por otro.

Antiguo Mercado de la Carne de Sevilla. Exterior [1]

Antiguo Mercado de la Carne de Sevilla. Exterior [1]

Los puestos de venta se trasladaron desde 1999, y de manera “provisional” al espacio arquitectónico que fuera la Estación de tren de Cádiz, una vez que las obras del AVE dieron lugar a la clausura de la estación que se sustituyó por la moderna de Santa Justa; dichos puestos se han  quedado estancados en este edificio, que al parecer va por el mismo camino que el antiguo mercado.

Si bien ha habido varios intentos de rehabilitación desde el Ayuntamiento para el edificio del antiguo mercado, como el de la delegada de Cultura, Educación, Deportes y Juventud que en 2011 prometía la creación de un espacio para creadores de vanguardia andaluces, una especie de laboratorio de ideas en el que habría innovación y formación artística. Sin embargo, actualmente el edificio sigue en las mismas condiciones que hace 15 años, de hecho en peores condiciones, pues su estado arquitectónico es bastante deplorable, hasta el punto de que el abandono de las tareas propias de mantenimiento, han provocado un debilitamiento claro en sus estructuras, además de varios incendios provocados por okupas o la presencia de ratas.

Es un hecho desolador, porque es un edificio que esconde espacios interiores de una calidad increíble, si pasas por allí, a simple vista sólo verás cristales rotos, revestimientos desprendidos y graffitis, pero si te paras un momento, si te acercas y miras por un agujerito que hay en una puerta, se puede ver, haciendo un esfuerzo de abstracción a través de la capa de desperdicios, tierra y vallas, lo que era sin duda la pieza magistral del edificio, definida tan sólo por su estructura descarnada e iluminada cenitalmente; una pieza que define el espíritu higienista que los arquitectos querían trasladar a este mercado popular.

2-3

Izda: Interior, estado actual [2]
Dcha: Interior en 1930 [3]


Precisamente en la época en la que estamos en nuestro país, con la crisis del mundo de la construcción y donde se está apostando por la rehabilitación antes que por la edificación de nueva planta (como se refleja en el borrador del nuevo Plan de Vivienda Andaluz); parece una prioridad intentar re-activar espacios como éste, porque Sevilla es una ciudad con un patrimonio inmenso y con muchos edificios en la misma situación que el antiguo mercado, con una estética atractiva, con un gran potencial para acoger distintos usos, con una vocación de crear ciudad… que lo que necesitan es un impulso por parte de la administración pública.

Por otro lado parece que esta ayuda de la administración pudiera no llegar nunca, y bueno, no siempre es necesaria una gran inversión económica para rehabilitar un edificio; si bien aquí la necesidad de reforzar las estructuras y reponer los revestimientos es clara, muchas veces basta con que alguien se preocupe por estos lugares y empiece a mover gente y a proponer ideas, y a crear una asociación con los vecinos de la zona si hace falta, que más adelante, quién sabe, quizás pueda surgir una partida de voluntarios de limpieza que vaya empezando a abrir camino literal y metafóricamente en el proceso de la re-activación de los edificios dormidos.
Ana Campos Bordons
[Estudiante LAE (2013/14)_ETSA Sevilla]
 

Referencias bibliográficas:

Libros:
JIMÉNEZ RAMÓN, Jose María. “A propósito de un catálogo de arquitectura racionalista en Sevilla (1926-1942)”, Sevilla, Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico, 1996.
PEREZ ESCOLANO, Víctor. “Arquitectura y Movimiento Moderno en Andalucía”, Sevilla, Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico, 1996.

Artículos:
EUROPAPRESS, “El mercado de Puerta de la Carne será un centro de creadores en unos dos años, según el ayuntamiento”, 7 de julio de 2011 (http://www.europapress.es/)
EL CORREO, “Un único aspirante para explotar el mercado “gourmet” de Puerta de la Carne”, 17 de diciembre de 2013. (http://elcorreoweb.es/)

Páginas web: 

Créditos Imágenes:
[1]: Ana Campos Bordons
[2]: Ana Campos Bordons
[3]: http://joseluiscastillobefore.wordpress.com/

Marta Donadei

Personal Investigador en Formación (Plan Propio) dentro del DEGA. Alumna del Programa de Doctorado en Arquitectura de la Universidad de Sevilla.

Comente

Usted tiene que estar logado para dejar un comentario.